web analytics

La bomba de Rocío Carrasco sobre Raquel Mosquera: «Yo, en su situación, estaría atenta»

La herencia de «la más grande» enfrentará a la familia.

En la nueva entrega del documental de Rocío Carrasco, la hija de «la más grande» homenajea y honra la figura de su madre y se explica los hechos que provocaron la ruptura de su relación con algunos miembros de su familia materna. Un «templo» inmenso construido con los 18 contenedores que guardaban los objetos personales y la documentación de Rocío Jurado arropará a una fuerte y renovada Rocío Carrasco en su relato.

El punto de partida de su historia será el 1 de junio de 2006, cuando fallece Rocío Jurado dejando un vacío enorme y una herencia compleja que lo cambiaba todo. Lo que pasó tras la lectura del testamento obligaba a Rociíto a revisar todas las relaciones familiares, desde el principio. A lo largo de todas las entregas, en este imponente y sobrio escenario en el que Rocío Jurado está de manera omnipresente, Rocío cumplirá su deseo de homenajear y honrar la figura de su madre.

Con cientos de horas de grabación, una veintena de testimonios de familiares, amigos y periodistas y decenas de cajas con documentación inédita, será el mayor ejercicio biográfico de la cantante hasta ahora. Desgraciadamente, no tendrá la exposición que tuvo la primera serie documental, algo que muchos han interpretado como un recado de la directiva de Mediaset a su productora estrella La Fábrica de la Tele.

El aviso de Rocío Carrasco.

Es evidente que tras la emisión de Rocío, contar la verdad para seguir viva, la hija de Rocío Jurado se ha visto con fuerzas suficientes como para dar su versión de todo lo que ha pasado con su familia en los últimos años. Sin embargo, a pesar de todo lo que reveló, ninguno de esos familiares le ha llamado por teléfono: “Ni la he recibido, ni la espero, ni la quiero”, dijo.

En esta ocasión, Rocío Carrasco va a dar su punto de vista sobre lo que ha pasado con sus familiares en este tiempo y les lanza un aviso: “Yo, en su situación, habiendo pasado en sus vidas lo que ha pasado, estaría atenta”.

Además, manifestó que está segura de que para su familia es “impensable” lo que va a contar: “En el estado en el que yo me he encontrado mucho tiempo yo hubiese sido incapaz. Ellos pensaban que esto nunca iba a suceder. Y sí, sucede, y lo verán”, amenazó.

«¡La que se va a liar!»

Sea como sea, los colaboradores de Sálvame tuvieron la oportunidad de ver los diez primeros minutos de la primera entrega de En el nombre de Rocío. No han sido los únicos, los espectadores también han podido disfrutar de las imágenes.

«Qué panda de familia y de hijos de hospital. Esto es indecente», exclamó Kiko Hernández después de ver el primer capítulo. Kiko Jiménez y Adela González, por su parte, resaltaron la estética del programa y lo bien hecho que está.

Por su parte, Carmen Borrego vio a una Rocío Carrasco «valiente» y reconoció que ha visto «los ojos de Rocío, que hacía mucho tiempo que no se los veía». Además, añadió: «Es el momento de que Rocío se defienda».

Lydia Lozano hizo referencia a todas las declaraciones que ha hecho la hija de Rocío Jurado sobre su familia: «¡La que se va a liar!». Rocío Carrasco aseguró en estos diez primeros minutos que no solo va a hablar en su nombre, sino en el de su madre Rocío Jurado, y en el de su padre Pedro Carrasco. A lo que Kiko Hernández comentó: «Raquel Mosquera pilla».