web analytics

«No tiene cura»: conmoción en Telecinco tras confesar Sandra Pica su grave problema de salud

Sandra Pica es noticia por una desafortunada cuestión.

La catalana Sandra Pica hizo su primera aparición televisiva en el año 2017, cuando tenía 18 años y quería conquistar el corazón de Joni en Mujeres y Hombres y Viceversa. Tras sufrir un desengaño amoroso en el programa, regresó a la televisión como soltera dispuesta a enamorar a Tom Brusse en La isla de las tentaciones 2.

Terminó iniciando una relación con él, que consolidarían en otro reality de Telecinco, La casa fuerte 2. Pero mucho ha llovido desde entonces, y actualmente la joven tiene una relación con Julen de la Guerra, con quien ya parece que planea una vida en común.

Sea como sea, Pica ha sido noticia estos días por un motivo muy diferente. La televisiva ha revelado la enfermedad que le han diagnosticado después de haber estado ingresada en el hospital. La catalana ha recibido el alta médica y por fin ha podido poner nombre a la dolencia que padece desde hace tiempo.

«No tiene cura».

Dolencia que le impedía hacer vida normal. Desafortunadamente para ella, la joven influencer ha obtenido un diagnóstico que le ha hecho preocuparse por una enfermedad que, como ella misma ha explicado, «no tiene cura».

La exconcursante de Secret Story ha tenido que ser ingresada de urgencia en numerosas ocasiones por unos dolores repentinos en la zona del abdomen, que le han provocado muchos episodios de dolor traumático. “Sentía que un cuchillo me estaba rajando el estómago”, explicó en su canal de mtmad mientras habla sobre el momento en el que el dolor de su vientre comenzó a agravarse.

Después del episodio, la joven quiso contar con todo detalle su situación. “Es una enfermedad que no tiene cura”, se ha visto obligada a contar Sandra Pica tras la preocupación que le han demostrado sus seguidores. Es una enfermedad que afecta al sistema digestivo, más concretamente en el intestino grueso, y ha resultado ser crónica ya que, los síntomas únicamente se pueden paliar, pero nunca se cura completamente.

La extentadora ha estado tomando corticoides que le han cambiado drásticamente la forma de su cara debido a la hinchazón que éstos le han provocado. Además, la afección se agrava con el estrés y, como ella misma ha reconocido, es una persona “muy nerviosa” y que se estresa con facilidad.

Esto le ha provocado mucha ansiedad al tener que enfrentarse a unos cambios muy drásticos en su día a día. Por ahora, ha tenido que someterse a una serie de cambios en su dieta, ya que le han restringido la ingesta de muchos alimentos y bebidas como chocolate, leche, alcohol y ciertos tipos de verduras, entre otros alimentos.

Pese a todo, no ha perdido la sonrisa, y ha querido confesar todo esto a su público, para quienes ha leído hasta su informe médico junto con el tratamiento detallado a seguir. Ella no ha dejado de narrar la situación con humor y ha contado su experiencia tras la anestesia y su “mal comportamiento” al despertar.