web analytics

La cuidadora de una anciana de 90 años que estaba hospitalizada «okupa» su casa y no la deja entrar tras cambiar la cerradura

Una anciana de 90 años se ha quedado en la calle porque la mujer la que cuidaba y con la que convivía no la he permitido entrar tras haber estado hospitalizada. El suceso ha sido denunciado en varios medios de comunicación por la víctima.

Todo ocurrió cuando Carmen, vecina de la calle Toledo de Madrid desde 1946, regresaba a su domicilio tras varios días hospitalizada por problemas de salud. Pero ante su sorpresa, la cerradura de la casa había sido sustituida.

La persona que la cuidaba había negociado con la propietaria para cambiar las condiciones de su contrato de renta antigua. La ‘okupa’ alega que hay un nuevo contrato presuntamente firmado por la anciana.

Los familiares Carmen han denunciado los hechos ante la Policía, que podido aportar una solución ya que la cuidadora se ha hecho con el control del todo el piso de forma «legal». La casa había sido reformada hacía pocos meses para poder estar más cómoda «en los últimos años de su vida».

La versión de la okupa es sorprendente, ya que niega la versión de la anciana y su familia y asegura que es ella la que le alquila el piso a Carmen, quien «se hizo pasar por la propietaria».