web analytics

«Vamos a intentar…», Rocío Carrasco cuenta qué pasaría si coincide con Rocío Flores en los pasillos de Telecinco

Rocío Carrasco confirmó en directo su fichaje por Sálvame.

Fue el notición del día: Rocío Carrasco vuelve a Telecinco y lo hace fichando por Sálvame. Pero, ¿cuál va a ser su papel en el programa? Este miércoles 7 de julio lo explicará en directo, ya desde el plató del programa. Pero el lunes conectó por videollamada con el programa para dar la noticia y respondió preguntas de los colaboradores.

“Mediaset es un campo de minas”, bromeó Jorge Javier Vázquez. “Tú sabes que puede ocurrir, para que te lo vayas pensando”, le dijo el catalán. “Tengo chaleco y casco”, respondió ella con ironía.

La amistad que une a la hija de Rocío Jurado y David Valldeperas, productor de Sálvame, puede haber tenido mucho que ver con el fichaje. Carrasco confía mucho en su amigo y ángel de la guarda, que le ha ayudado en sus peores momentos. De esa forma, se las habría ingeniado para dar el golpe definitivo a Antonio David.

El exguardia civil denunció la forma en la que le habían despedido del programa al que ha dedicado tantos años, y esta noticia podría escocerle bastante. La madre de sus hijos no solo ha destruido su imagen, sino que le ha quitado el puesto de trabajo.

Contó cómo reaccionaría ante encuentros por los pasillos de la cadena con gente como su hija, Rocío Flores.

Pero su incorporación a Sálvame supondrá reencuentros en directo con colaboradores con los que ha tenido polémicas. Ya se ha visto con María Patiño, pero aún quedan muchos más y tiene un mensaje para ellos: «Diré lo que debo decir».

Además, cabe la posibilidad de coincidir en los pasillos de Mediaset con su propia hija. Cabe destacar que Rocío Flores colabora en el plató de Supervivientes una vez a la semana con Carlos Sobera por la noche, y otro día por la mañana en el plató de El Programa de Ana Rosa.

Aunque es poco probable que se encuentre con su madre en las inmediaciones de Mediaset, ya que Rocío Carrasco tendría que llegar muy pronto o irse muy tarde para que esto suceda, no sería algo imposible. Pero si ambas se encuentran, la flamante nueva colaboradora de Sálvame tiene muy claro lo que haría.

«No haría determinadas cosas que me pudieran posicionar otra vez diez pasos atrás de donde quiero salir. Cosas que no me hicieron bien, ya está», expresó. Con esto muchos interpretaron que no quiere bajo ningún concepto ver a su hija por Telecinco.

«Yo no quiero retroceder en mi proceso, creo que debo de seguir para delante y debo de seguir con cosas que me aporten, no que me quiten. Vamos a intentar que las cosas aporten, no que resten», añadió, algo que ya comentó en su documental. En él, mostró su negativa a hablar por teléfono con su hija porque eso sería hacerse más daño y volver atrás.

Jorge Javier intentó animarla diciéndole que todos tienen a alguien con quien no quieren encontrarse en los pasillos de Mediaset. Sea como sea, Rocío Carrasco parece muy concienciada de que tendrá que enfrentarse a situaciones que a lo mejor no le gusten, pero se siente preparada. “Estoy nerviosa pero bien”, repitió en varias ocasiones.