web analytics

Albert Rivera deja a Pepe Navarro sin 60.000 euros

Un momento agridulce para Pepe Navarro.

Tras muchos años sin hablarse demasiado sobre él, podría decirse que el presentador Pepe Navarro ha vuelto a estar de actualidad durante los últimos meses. Primero, por su participación en el concurso Mask Singer de Antena 3, donde se enfundó en el disfraz de Pulpo.

En una entrevista exclusiva a Navarro nada más quitarse la máscara, el periodista y comunicador contó qué supuso para él participar en un programa como este. «Pura diversión», fue la manera en la que describió su paso por Mask Singer. Además, dijo que esperaba haber ayudado a divertir a los espectadores en sus casas.

Pero ahora, Navarro está de actualidad por algo mucho menos divertido para él, eso seguro.

El conocido presentador perdió el juicio que tenía contra Ivonne Reyes.

Y es que Ivonne Reyes le ha ganado la guerra a Pepe Navarro: la conocida venezolana salió victoriosa tras ganar el juicio que el empresario había iniciado contra ella, por las declaraciones que ella había dado para la revista Lecturas. En ellas, revelaba algunos episodios que supuestamente había vivido con el presentador.

Detrás de la victoria de Ivonne Reyes está el buffet de Martínez Echevarría & Rivera, en el que actualmente trabaja Albert Rivera. A pesar de que este se dedicaba a la política, una vez que abandonó Ciudadanos decidió asociarse a este prestigioso despacho de abogados para llevar temas relacionados con el honor y la intimidad de personajes conocidos.

Así, con la ayuda de Rivera, la venezolana ha salido airosa de las acusaciones que el presentador había hecho sobre ella. Navarro la acusaba de haber atentado contra su honor e intimidad en la mencionada revista, y por ese motivo pedía un total de 600.000 euros a Reyes por los daños causados, y a la revista en la que había sido publicada la entrevista.

Aunque Navarro creía que iba a salir victorioso, el Juzgado de Primera Instancia Número 38 de Madrid desestimó finalmente la demanda del presentador. Además, señaló que «se absuelve a los demandados, y se condena al demandante, Pepe Navarro al pago de las costas». La demanda puede ser recurrida por Pepe Navarro, aunque todo apunta a que no lo hará.

Cabe destacar que el susodicho ha demandado a su expareja hasta en tres ocasiones; en todas sus demandas ha salido como principal perjudicado. De hecho, la sentencia defiende a Ivonne al asegurar que «consecuentemente debe primar o prevalecer el derecho a la libertad de expresión respecto al derecho de la intimidad personal y familiar por lo que no concurre vulneración de dicho derecho a la intimidad familiar y personal».

Por todo esto, se asume que Navarro da la «guerra» por perdida. Por su parte, Reyes asegura que «siempre he confiado en la justicia y estoy muy satisfecha con el resultado».

La «batalla» no ha terminado.

A pesar de la resolución de la sentencia, la batalla judicial entre Navarro y Reyes está muy lejos de haber llegado a su fin. La expareja tendrá que ponerse delante de un juez «por la modificación de medidas que interpuso Pepe para suspender el pago de la pensión de alimentos» de su hijo Alejandro.

A tener un hijo en común, la paz entre ambos parece prácticamente imposible. Hace unos meses, el presentador aseguró sentirse confiando ante la justicia: «Yo tengo un asunto judicial por delante y ella tendrá que enfrentarse a la ley. Yo no voy a hablar de cama ni mucho menos. A ella le pagan por eso, pues que siga con su negocio adelante». Sin embargo, parece que esta ha querido darle la espalda.