web analytics

Las primeras palabras de Bertín Osborne tras su separación: «Ha sido determinante»

Inesperada ruptura.

El domingo se produjo una inesperada noticia. Viva la Vida dio la sorprendente exclusiva: el cantante Bertín Osborne y su mujer, Fabiola Martínez, se separan después de catorce años de matrimonio y veinte de relación. De acuerdo con lo que contaron en el programa de Telecinco, la pareja ha decidido tomar rumbos vitales diferentes.

Fruto de estas dos décadas juntos son sus dos hijos, Kike y Carlos. Durante estos años han compartidos momentos inolvidables, algunos también muy duros. No hay que olvidar que el primogénito de la pareja sufre una parálisis cerebral desde su nacimiento.

Tras la emisión de Viva la Vida, para evitar rumores y especulaciones, el cantante decidió conceder sus primeras palabras mediante un comunicado. En concreto, el documento empieza así:

«Queridos amigos, como supongo que ya sabéis, Fabiola y yo nos hemos separado hace poco tiempo. No hay un motivo concreto sino problemas de convivencia. No hay ni ha habido terceras personas que nos hayan motivado a tomar esta decisión y sí la dificultad de convivir con nuestras distintas personalidades».

Después, no dudó en afirmar que «yo confieso que soy complicado en el día a día y asumo toda la responsabilidad en los motivos que han dado lugar a esta decisión».

Bertín no obvió palabras de afecto hacia la que todavía es su mujer: «De Fabiola solo puedo decir que es una persona maravillosa, gran compañera, estupenda mujer y, como madre, es literalmente única. (…) Espero que, aunque vivamos, separados, sigamos unidos en la amistad de nuestras familias».

Las peticiones de Bertín Osborne.

Finalmente, con el comunicado pidió dos cosas a la prensa. Por un lado, dijo: «Os ruego de corazón que no haya especulaciones, porque sencillamente no hay más motivos que los que os transmito».

Por otro, expuso lo siguiente: «Os ruego también que, al tener dos hijos menores y uno de ellos muy dependiente, respetéis mi decisión de no hablar de este tema. Para mí es muy doloroso por cuanto, como ya os he dicho, mi manera de ser y mi personalidad han sido determinantes en esa separación. Mis hijos tendrán el cariño de sus padres como siempre y entre nosotros siempre habrá cariño y respeto».

Después del comunicado, Vanitatis se puso en contacto con él para saber cómo se encuentra. Él respondió manifestando que «estoy mal, pero es lo mejor para todos y, sobre todo, para los niños».

Así reconoció que la separación ha sido «una decisión complicada que hemos tomado de común acuerdo. Fabiola y yo nos queremos mucho, pero hay veces que las rupturas son necesarias».

«Voy a seguir igual de involucrado con mis hijos y con todo lo que necesiten. Tengo poco que añadir. Fabiola es una gran mujer», zanjó.