20 pruebas de que ser una dama en pleno siglo XXI es un verdadero reto

En la vida de una mujer siempre parece que hay una multitud de reglas secretas, y situaciones que se repiten y que todas conocen perfectamente. Las protagonistas de este artículo demostraron que ser una dama no es nada fácil: tienen que tolerar extraños hábitos alimenticios antes de la llegada de la menstruación, lavar su cabello todos los días, luchar contra los estereotipos, cargar muebles pesados de una tienda y escuchar bromas picantes en el trabajo. Y muchas más cosas.

“Encontré a este chico cerca de la Torre Eiffel y le pedí que se fotografiara conmigo besándome para que las demás personas tuvieran la impresión de que pasaba el tiempo de manera romántica”

“Me escribió el chico que hace una semana reparó el inodoro en nuestra casa. Me sorprendí, pero me di cuenta de que no se acordaba de mí, por eso decidí seguirle el juego”

En el trabajo no hay lugar para los estereotipos

Cuando simplemente no puedes mantener un secreto por mucho tiempo

“Mi mamá siempre estuvo en contra de los perros. Mi mamá ahora”

Como un Wolverine sin garras

“Estaba contento de que mi esposa se interesara mucho en los videojuegos hasta que vi cómo sostenía el joystick”

Cuando tu organismo hace insinuaciones mejor que cualquier aplicación

“Mi hermana se dio cuenta de que fotografiarse con una camisa verde no fue la mejor idea”

Cualquier chica que se lave el cabello una vez al día, lo entenderá

“Chicos, parece que ya los entendí”

Cuando maduras, las prioridades cambian

Todas las chicas tienen esos días cuando el cabello simplemente no quieren obedecer

“Se ve muy alta… hasta que está cerca mío”

Y también pueden detener a un caballo en marcha…

“¿Si no es lo mejor que he hecho, entonces qué es? Aquí aproximadamente hay 1.200 gansos”

Las expectativas no siempre coinciden con la realidad

Detrás de escena de las fotos perfectas

Hay que imprimir este instructivo y llevarlo a todas las citas románticas

Vacaciones en Instagram vs. Realidad

Lo más importante es saber lo que quieres de esta vida

¿Qué reglas de dama consideras ilógicas en pleno siglo XXI?