14 Datos fascinantes e inusuales sobre la vida en Noruega que probablemente desconoces

Cada parte del mundo siempre tiene algo fascinante y siempre es divertido aprender algo nuevo sobre culturas y tradiciones distintas, y Noruega no es una excepción. ¿Sabes que si no fuera por los noruegos no tendríamos sushi de salmón? ¿Que un pingüino llamado Nils Olav es el coronel jefe de la guardia real noruega? El caso es que en Noruega vive gente feliz y con dinero, y hay cosas de su vida diaria tan fascinantes que las vamos a compartir con vosotros.,

Aquí os traemos una selección de los datos más inusuales e interesantes sobre este país que esperamos que os diviertan.

1. Cuando se publica un libro en Noruega, tras pasar los controles de calidad, el Consejo de Artes de Noruega compra 1000 copias para distribuirlo en las bibliotecas, o 1550 si es un libro infantil. Esta idea mantiene vivas a muchas editoriales y apoya a los escritores mientras empiezan a construir su carrera. Además, estos libros están exentos del impuesto por valor añadido en el país.

2. En 2013, el ex-primer ministro noruego Jens Stoltenberg se puso a conducir taxis en Oslo de incógnito. Lo hizo para escuchar a los «auténticos votantes noruegos, ya que en los taxis la gente suele compartir sus ideas.»

3. La riqueza e ingresos de todos los residentes de Noruega están registrados públicamente. La idea es que evadir impuestos es mucho más difícil así. Por ejemplo, alguien con pocos ingresos que condujera un coche caro se volvería sospechoso ante las autoridades.

4. En Noruega usan la palabra «Texas» como jerga para decir «loco». Se volvió parte del lenguaje cuando la gente empezó a ver películas de vaqueros. El género fue muy popular en Noruega, y Texas aparecía bastante en ellas, así que se convirtió en un símbolo de algo sin ley y sin control.

5. En términos de impuestos, el striptease es considerado como una forma de arte, por lo tanto están exentos de impuestos por el valor añadido (IVA).

6. En la prisión de Halden se anima a los guardias a interactuar con los prisioneros, haciendo deporte, actividades o comiendo juntos. Se cree que esto previene las agresiones por ambas partes y da una sensación más «familiar». Es una prisión de máxima seguridad, y sus celdas de 10 metros cuadrados tienen tele de pantalla plana, retrete, ducha y toallas.

7. En Noruega hubo una marca de coches llamada Troll. Pero sólo fabricaron 5 coches entre 1956 y 1958, en su fábrica de Lunde, y todos están en museos de coches.

8. Svalbard es una isla a 2030 kms al norte de Oslo, y en ella viven osos polares. Por eso, cualquiera que salga de los asentamientos «debe ir equipado con medios para espantar osos polares». El mismo gobernador de la isla recomienda llevar armas de fuego.

9. Slow TV («televisión lenta»), es muy popular en Noruega. Cubren programas o documentales sobre temas mundanos de larga duración. El canal nacional NRK muestra regularmente programas de 376 horas de viaje en barco, 60 horas de coros cantando o 12 horas tejiendo. El primer programa de slow TV fue un viaje en tren por el sur de Noruega, 7 horas desde Bergen a Oslo, en 2009.

10. A los noruegos les encantan los tacos. Llegaron al país en los 90 y se volvieron apreciados y populares enseguida. Tanto, que no es raro que celebren «tacofredag», viernes de tacos.

11. Svalbard es la única zona del mundo que no necesita ningún visado. Esto significa que cualquiera puede vivir y trabajar allí indefinidamente sin importar de qué país sea ciudadano.

12. Los fondos de petróleo de Noruega valen cerca de 1$ trillón. Sin embargo, el país solo consume el 3% de estos fondos al año, porque lo están guardando para la siguiente generación

13. En Noruega, la Semana Santa a menudo es llamada «Påskekrim» (Pascua del crimen). Es una época en la que la gente lee novelas negras, ve programas de crímenes y hasta los periódicos sacan suplementos sobre ellos.

Todo comenzó cuando 2 autores, Nordahl Grieg y Nils Lie, tuvieron una idea para escribir un bestseller, y el domingo anterior a la Semana Santa, lanzaron una campaña de publicidad que mucha gente confundió con un crimen real, así que recibió mucha atención y el libro fue un éxito.

14. Las normas de publicidad en Noruega son muy estrictas desde 2007. Por ejemplo, muchas marcas anuncian sus coches como «ecológicos, limpios y buenos con el medio ambiente». En realidad, según ellos, los coches no pueden hacer nada bueno por el medio ambiente, excepto dañarlo menos que otros. Por lo tanto, no se pueden usar semejantes descripciones al vender coches.